¡Un Jesuita!

México, D.F., 14 de marzo 2013. Buscando el cambio. Desde que se anunció la dimisión del papa, Ramavayán ha estado trabajando a nivel del etéreo, pidiéndole a Dios para que tengamos líderes de amor en todas nuestras instituciones. Al estar reunidos los cardenales en el reciente cónclave de Roma, nuestro maestro detectó que había dos grupos peleándose por el poder: gente de la Luz quienes buscaban el bien, y otro grupo del camino oscuro, que quería manipular la elección del nuevo pontífice para seguir controlando a la Iglesia Católica. Al parecer, el nuevo dirigente católico, “el Papa Francisco” marca una diferencia con lo que ha ocurrido los últimos siglos en esta institución. “Pertenece al grupo menos dañino” –comentó nuestro líder por estas fechas. Por otra parte, los jesuitas son una congregación que históricamente ha sido castigada por la Iglesia Católica; varias veces han tenido confrontaciones, incluso se les expulsó de México en el siglo XVIII, ya que su nivel de conocimiento sobre los cánones y sobre las enseñanzas reales de Jesús el Cristo, nunca fueron bien recibidos.

De algún modo, los Jesuitas han defendido que tengamos una mayor consciencia en nuestro mundo, y sabemos por experiencia que todos los gobiernos y los grupos de poder, por generaciones, no han querido que sus súbditos tengamos consciencia, ya que pierden el control sobre nosotros; la maldad siempre ha sido enemiga de la Consciencia.

“Al parecer, tuvieron que tomar la decisión de abrirse al cambio o, de otro modo, fenecer. El 40% de los feligreses que aún tiene esta Iglesia proviene de América; de algún modo, somos su mayor ingreso y la única oportunidad que tienen de renovarse” –comentó Sharover. “Ya hemos visto los problemas que este grupo religioso está teniendo, sus innumerables propiedades –las cuales no comparten con los pobres-, y ahora, con los problemas económicos que tienen, ha tenido que vender de todo, ¡incluso vendieron una editorial que era de su propiedad y que tenía un área dedicada a la pornografía!. También sabemos de las deserciones que tienen en todo el mundo, e infinidad de problemas que no pueden remediar alejándose de los pobres y de nuestros hermanos; no es posible que sigan tratando de ocultar todos los crímenes que han cometido y que se evidencian con los escándalos sexuales (ver: “un abuso que la Iglesia Católica no se podrá sacudir así nada más”. Sabemos que muchos integrantes del alto clero no se atreven a aceptar su condición humana, no quieren reconocer que son personas como todos los demás, y que muchos de sus integrantes lejos de dar un buen ejemplo, están llenos de maldad. Si aceptaran su parte oscura, entonces podrían comenzar a poner orden, a arrepentirse de corazón y dedicarse a hacer el bien, como corresponde con los auténticos seguidores de Jesús el Cristo” –expresó.

Entonces Sharover le preguntó a los Maestros Ascendidos a través de la conexión de Ramavayán: “Maestros, ¿dónde se encuentra localizada físicamente en el cuerpo humano la energía de maldad?” Y ellos le contestaron: “en la zona del corazón”. Fue entonces que entendimos por qué, actualmente, tantas personas están abandonando la materia a partir de arrestos cardiacos y problemas relacionados con este importante órgano del cuerpo. La maldad es una enfermedad del espíritu que se encuentra localizada, precisamente, en el sitio donde debería manifestarse el Amor.

Ramavayán, complacido. A partir del nombramiento de Su Santidad el Papa Francisco, Ramavayán ha estado contento, porque “este Papa sí va a hacer cambios en la Iglesia Católica”. Su llegada le da una esperanza a la Iglesia que ha estado inspirada por Satanás. A pesar de las predicciones de Malaquías y Nostradamus*, a pesar de tanta gente basura que ingresa a la Iglesia Católica sólo para robar y llevar una vida holgada a costa de los pobres, todavía existe la Esperanza. Lo que acaba de ocurrir nos dice que está entrando energía de consciencia a nuestro mundo; estos cambios –forzados o no por la caída estrepitosa de la Iglesia Católica, son un indicio de que se están rompiendo las antiguas estructuras energéticas que nos obligaban a vivir en un mundo de opresión y dominación. No creemos que la Iglesia Católica se vaya a salvar de su debacle; pero lo que sí nos agrada es que, por primera vez, exista un Papa del continente americano que tiene buenas intenciones para cambiar las cosas (a ver si puede contra la resistencia al cambio al interior del Vaticano; es otro hermano que está rodeado de lobos y peligros que, incluso, lo pueden llegar a matar). “La elección del Papa Francisco significa también que el poder de este mundo está pasando del viejo continente al nuevo, y que sus zonas de poder ya se están debilitando” –externó Ramavayán. “Bienvenida sea la energía de Consciencia y los grandes cambios que estamos presenciando; la energía de Consciencia siempre irá de la mano de la verdad” –agregó Sharover.

------------------------------

*Como comentaron en el Internet, resulta interesante ver que las profecías de San Malaquías y de Nostradamus se están cumpliendo de algún modo con la llegada de este nuevo Papa: Decían los profetas que el último Papa se iba a llamar “Pedro”, y se sabe que uno de los nombres de San Francisco de Asís (nombre en el que se inspiró el Papa Bergoglio) era precisamente “Pedro”: “Giovanni Francesco di Pietro Bernardone”. Decían los profetas que este papa sería “Pedro el Romano, cuyo pontificado terminará con la destrucción de Roma y de la Iglesia Católica”. También sabemos que el Papa Francisco finalmente es un “Papa Romano”, porque es descendiente de italianos. Su apellido es Bergoglio: Berg significa montaña (roca/petrus) y Oglio = un río en Lombard (Roma). Se dijo que el último Papa vendría en el momento en que un gran cometa llenará nuestros cielos, y se sabe que el cometa Ison, que pasará a finales de este año, “podría terminar siendo más brillante que la luna”. Nostradamus dijo que el actual pontífice sería un “papa negro”, y se sabe que al líder de la congregación jesuita por siglos se le ha conocido precisamente como “el papa negro”. También escribió Nostradamus que a este Papa “lo traerían del fin del mundo”, y las primeras palabras como Papa del Papa Francisco fueron: “parece que los cardenales me fueron a buscar al fin del mundo”. Sea que tenga que sufrir muchas tribulaciones, como está escrito, o que manifieste alguna forma de maldad en su interior (también es un ser humano, y curiosamente nació en un día 17, el hecho es que este Papa es un dirigente distinto, una persona con una visión un poco más moderna, aunque esté sumido en importantes problemas, y sufra la tormenta de los cambiantes y difíciles tiempos que estamos viviendo.